Francia, 15 de diciembre de 2017 (SIGNIS). Francia, uno de los países más poblados de Europa, tiene una fuerte tradición católica, como lo demuestra la arquitectura de sus ciudades y el nombre mismo de sus muchos pueblos que evocan al de un santo. Si bien el número de practicantes está en constante declive, la importancia de los medios católicos sigue siendo visible.

Desde el Congreso Internacional SIGNIS en Quebec, en junio de 2017, la Federación de Medios Católicos se ha convertido en el único representante de SIGNIS en Francia. Esta federación reúne a todos los medios católicos del país, desde los principales grupos de prensa cristiana hasta los periódicos parroquiales semanales.

Fundado en 1873, el grupo Bayard Presse siempre ha sido la referencia para los lectores cristianos y ha innovado en su lenguaje para el público joven. Hoy en día, el diario La Croix es uno de los únicos medios que sigue conquistando lectores en Francia y la revista La Vie también muestra signos de buena salud.

Por el lado de la radio, las 64 estaciones RCF, Radios Cristianas Francófonas, cubren prácticamente todo el territorio (incluida Bélgica), y ofrecen programas variados y de interés general, así como una capacitación permanente para sus empleados y voluntarios.

La primera misa televisada en Francia tuvo lugar el Navidad de 1948 y todavía existe en un canal público con el programa Le Jour du Seigneur (El Día del Señor). El canal de televisión católico privado, KTO, fue fundado en 1999 y recientemente ha alcanzado su equilibrio financiero. Su señal se extiende cada vez más a más países.

Despues que Monseñor Giraud abriera una cuenta de Twitter en enero de 2011, muchos obispos, sacerdotes, religiosos y diócesis se han vuelto muy activos en redes sociales; a menudo con mucho humor y un tono muy original que desempolva la imagen tradicional asociada a la Iglesia.

Presente desde 1974 en el Festival Internacional de Cine de Cannes, el Jurado Ecuménico es reconocido por los profesionales del cine por la excelencia de su lista de premios.

Con el entusiasmo de los católicos por el cine, han surgido muchos eventos por iniciativa de diócesis y parroquias. Existen alrededor de quince muestras de cine repartidas por toda Francia, que presentan una mirada cristiana sobre las obras del séptimo arte, seguidas de debates, como el Christian Film Festival de Montpellier, que presentará su 21 edición en enero de 2018. También se tiene un Jurado Internacional de SIGNIS en el Festival de Cine Latinoamericano rencontres de Toulouse y en el Festival Lumières d'Afrique en Besançon.

Francia también es un país donde las comunidades protestantes y judías son muy activas y donde el Islam se convirtió en la segunda religión por su número de adeptos, durante la segunda mitad del siglo XX. Esto permite que las comunidades y los medios católicos se abran a la interconfesional y se enriquezcan a través de un diálogo respetuoso entre creyentes.